viernes, 3 de febrero de 2017

Familias en crisis cuando tienen niños/as con edades entre 1 a 5 años.

Por: José Alberto Rodríguez Taveras


Para hablar acerca de  la convivencia  con los niños /as entre 1 a 5 años  es necesario haber vivido la experiencia de ser padres de los mismos. Para algunas familias tener estos niños/as bajo el mismo techo suele ser sinónimos de desesperación en el hogar, en especial para las madres y es que existen varias situaciones o acontecimientos que los llevan a esto.
Muchas familias no suelen entender que ciertos comportamientos están muy relacionados con el desarrollo del niño/a, ya que su sistema nervioso y su cerebro están en constante recopilación y conocimientos de nuevas informaciones lo que provoca un choque de informaciones, en donde convergen la decisión y la indecisión acerca de qué hacer, lo que resulta una lucha entre la acción y la razón del niño y es ahí donde la familia, si no sabe manejar esta situación,  puede entrar en crisis ya que no comprenden o desconocen que los niños  viven en constante descubrimiento de todo su entorno, queriendo entrar en contacto directo con cada cosa que se les atraviesa, lo que causa estrés y preocupación en los padres y demás miembros de la familia.
Cada miembro de la familia debe manejar ciertas informaciones acerca del comportamiento de niños/as entre esas edades.  Hay datos importantes que deben saber, para citar uno tenemos: que el sistema nervioso juega un papel importante en dicho comportamiento y es el responsable de ciertas acciones porque son estímulos que los hacen reaccionar en consonancia con sí mismo, es por ello que los miembros de la familia ante determinadas acciones de los niños deben tener cuidado de no airarse o evitar angustiarse, ya que esto, en vez de sumar, restaría.
Todo lo antes planteado no quiere decir que dejaremos que hagan lo que sea, cuando sea y como sea, sino más bien que la actitud frente a eso debe ser coherente con relación a la etapa que atraviesan los niños; es decir, que las correcciones se deben dar y poner cuentas claras, sin hacerlo de forma violenta y sin lacerar la emocionalidad del niño.
Hoy día existen distintas técnicas  u herramientas que pueden ayudar a las familias con niños/as entre esas edades. En resumen, si cada miembro de la familia conocemos el proceso de desarrollo de los niños/as y actuamos conforme a ello, nos garantizará un mejor manejo de ciertas situaciones.   


No hay comentarios:

Una nueva masculinidad para acompañar a la mujer de hoy

Por. Danitza Rojas “Otra más” se lee en los titulares y a seguidas el cuestionamiento social sobre el hecho, muchos aclaman a Dios, otr...